SIEL 2019 l Sobre las representaciones de Marruecos en América Latina

Por Clara Riveros*

 

En el marco de la 25ª edición de la Feria Internacional del Libro de Casablanca —Salon international de l’édition et du livre à Casablanca (SIEL)— hemos tenido ocasión de presentar la obra Marruecos en la literatura chilena (2018), del escritor chileno Sergio Macías. La actividad fue organizada por el Ministerio de Cultura y Comunicación del Reino de Marruecos y por el Centro Cultural Mohammed VI. La presentación y los comentarios —además de quien esto escribe— estuvieron a cargo de los profesores Abdelaali Barouki y Hassan Boutakka, miembros de la Asociación Marroquí de Estudios Ibéricos e Iberoamericanos (AMEII), una asociación de hispanistas que reúne a diferentes académicos de las universidades de Rabat, Casablanca, Fez y Agadir en un laboratorio de investigación sobre Marruecos y el mundo ibérico e iberoamericano.

Durante la presentación se aproximaron algunos aspectos de la vida y obra de Macías, toda vez que el autor ha tenido marcado interés en el arabismo como lo demuestran sus estudios e investigaciones en relación con la lengua y la cultura árabes, por ejemplo, en la Influencia árabe en las letras iberoamericanas (2009), libro editado por la Universidad Internacional de Andalucía en el que Macías analizó Al-Andalus en la literatura Ibero-Americana; la Alhambra y la Mezquita de Córdoba como fuentes de inspiración; asimismo, abordó la imagen del islam en la literatura; lo árabe en las letras iberoamericanas; los aspectos árabes en la literatura chilena y la presencia de Marruecos en la literatura latinoamericana. Macías no solo investiga la cultura árabe, su fascinación por lo árabe puede constatarse y apreciarse en su obra poética e incluso en su novela El sueño europeo (1994). A este respecto, Hassan Boutakka observó que conoció a Sergio Macías a través de sus escritos sobre Marruecos gracias a las publicaciones del Centro Mohammed VI. A Boutakka, como académico interesado en la traducción, inicialmente le llamó la atención uno de los poemarios de Macías que fue traducido al árabe por un poeta marroquí. Posteriormente, el académico llegó a la novela de Macías El sueño europeo que recrea la historia de un marroquí que emigró a España y estando allí se encontró a un chileno con quien llegó a compartir el departamento. El chileno y el marroquí coinciden en los problemas que sufren y en el síndrome que padecen, ese síndrome de los inmigrantes que ha sido abordado y narrado por diferentes autores, entre ellos el escritor colombiano Santiago Gamboa —El síndrome de Ulises (2005)—, quien estuvo presente en la 23ª edición de la Feria Internacional del Libro de Casablanca —Salon international de l’édition et du livre à Casablanca (SIEL) en 2017.

Abdelaali Barouki, Hassan Boutakka y Clara Riveros, Salon international de l’édition et du livre à Casablanca (SIEL), febrero 10, 2019

“Hice lo posible —e imposible— para encontrar la novela El sueño europeo. Fue muy difícil. Por fin, un familiar lo encontró en París y me lo trajo. Lo estoy traduciendo al árabe, por supuesto, con consentimiento del autor. Estoy llevando textos y fragmentos a mis clases de traducción, hago un estudio de la novela y cuando termine la traducción y tenga lista la versión final, haré una entrevista con el escritor para preparar una introducción a la edición en árabe, quiero que esta sea una publicación de calidad, una buena publicación. Me sorprendió encontrar la novela no por la historia del inmigrante marroquí, hay muchas historias con inmigrantes marroquíes, lo que me llamó la atención de esta novela fue ese lazo que establecen el marroquí y el “sudaca”. Vienen de realidades similares y los unen los mismos problemas: llegan del sur, de la pobreza, del subdesarrollo, van a buscar un trabajo, quieren mejorar sus vidas, quieren dejar la miseria, el desempleo, quieren traerse a la novia que quedó abandonada. Ellos comparten todo esto e incluso llegan a compartir la casa cuando el marroquí por fin consigue llevarse a su novia. Macías, en su novela, conecta diferentes elementos marroquíes y de la cultura árabe. El lector se encuentra con una narración en la que el protagonista retoma Las mil y una noches para sobrevivir.

La propuesta de Macías en esta novela es inteligente, sabe aprovechar diferentes aspectos de la cultura árabe, por eso su novela merece ser estudiada. La mención de esta novela durante la presentación de Marruecos en la literatura chilena tiene que ver con el hecho de que en esta obra aparece un cuento de Macías y ese cuento es la continuación de la historia del protagonista de la novela. Ese psicoanalista que aparece en el cuento es el protagonista de la novela que logró estudiar psicología —la novia que él había dejado en Marruecos enloqueció—. El marroquí estudió gracias al dinero que ganó como contador de historias, como narrador de Las mil y una noches. Tanto el estilo narrativo de Macías como el contenido de la historia son intrigantes y enganchan al lector”, precisó el profesor de la Universidad Hassan II de Casablanca.

Por su parte, el profesor Barouki hizo una lectura positiva de Marruecos en la literatura chilena, valoró de manera favorable la propuesta de Macías quien se ocupó de recoger y analizar los escritos de autores chilenos sobre Marruecos. “Hay algunos autores y referencias que conocíamos, pero ignorábamos otros escritos de autores chilenos. Es decir, los ignorábamos antes de esta publicación. El libro de Macías tiene una buena recepción y, además, es una forma de luchar contra el desconocimiento mutuo entre Marruecos y América Latina, en este caso, entre Marruecos y Chile. Esta recopilación hecha por Macías demuestra la continuidad de la que constituye una tradición literaria escrita por parte de autores iberoamericanos que han escrito sobre Marruecos en diferentes periodos. Cada autor devela imágenes variadas de Marruecos. Poetas y viajeros hacen diversas descripciones, tienen múltiples enfoques y distintas representaciones sobre Marruecos”, puntualizó el profesor de la Universidad Mohammed V de Rabat.

Marruecos en la literatura chilena reúne las miradas y percepciones de trece escritores chilenos, viajeros y poetas, incluso autores que hicieron mención a un Marruecos imaginado, imaginado porque sin haber visitado nunca este país norteafricano lo referenciaron en sus obras. Una cuestión que sobresale en el libro de Macías tiene que ver con la dimensión geográfica: la dimensión espacial referida por los autores chilenos la ocupa, en primer lugar, la región norte de Marruecos (Tánger y Tetuán), además de alguna mención a Marrakech, un signo, no obstante, del desconocimiento de ese Marruecos profundo que ha sido inabarcable para muchos autores, cronistas, periodistas y viajeros en diferentes periodos y debido a una multiplicidad de factores.

El diálogo e intercambio sobre la última obra de Sergio Macías mantuvo la atención y el interés de los asistentes al evento literario y motivó las intervenciones del público, así como un debate animado en el que se abordaron las diferentes representaciones, percepciones, clichés y estereotipos que registraron autores españoles y latinoamericanos en los siglos XIX y XX sobre Marruecos y que sin llegar a adentrarse en la profundidad del territorio marroquí dejaron constancia escrita de sus impresiones sobre el país. En los años transcurridos del siglo XXI, Marruecos continúa acaparando la atención de aquellos que se animan a descubrirlo —escritores, poetas, viajeros, periodistas, cronistas, fotógrafos— y que no se resisten a dejar constancia —por escrito— de su paso por este país magrebí.

*Clara Riverospolitóloga, consultora y analista política en temas relacionados con América Latina y Marruecos y directora en CPLATAM -Análisis Político en América Latina- ©

Casablanca, Reino de Marruecos, febrero, 2019

En las redes…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.