Benín

Publicado en: Benín, Fichas Técnicas | 0

Nombre Oficial: República de Benín

Capital: Porto-Novo (Capital constitucional) y Catonou (Sede del gobierno)

Extensión: 112,622 km2

Fronteras: Burkina Faso 386 km, Níger 277 km, Nigeria 809 km y Togo 651 km

División administrativa: 12 departamentos

Población: 12,864,634 Millones de habitantes (Población estimada para Julio 2020)

Forma de Gobierno: República presidencial unitaria, constitución vigente adoptada por el referéndum el 2 de diciembre de 1990, promulgado el 11 de diciembre de 1990 (2017)

Independencia Oficial: 1 de agosto de 1960 (Independencia de Francia)

Día Nacional: 1 de agosto (1960)

Religión: Cristianos, católicos, evangélicos, presbiterianos (50%), musulmanes (30%) y animistas, vudú (20%)

Idioma: Francés (lengua oficial); lenguas autóctonas: fon, bariba, yoruba, adja, houeda y fulfulde

Moneda: Franco de la Comunidad Financiera Africana (Franco CFA)

Poder Ejecutivo

Jefe de Estado y de Gobierno: Presidente Patrice Talcon, desde el 6 de abril de 2016. El presidente es elegido por el voto popular mayoritario, en dos rondas de ser necesarios para un mandato de 5 años, con posibilidad de un segundo mandato. Últimas elecciones celebradas: 6 de marzo de 2016, segunda vuelta el día 20 de marzo de 2016. Próximas a celebrarse: 2021. El presidente Patrice Talcon elegido con un porcentaje de votos en la segunda ronda del: 65.4% de los votos, frente a: Lionel Zinsou 34.6% de los votos.

Poder Legislativo

Asamblea Nacional Unicameral: La Asamblea Nacional está compuesta por 83 escaños, que son elegidos directamente en circunscripciones de múltiples escaños por voto de representación proporcional a la población. Los miembros cumplen mandatos de 4 años. Últimas elecciones celebradas: 28 de abril de 2019. Próxima a celebrarse: abril de 2023.

Poder Judicial

Tribunales superiores: Tribunal Supremo, está formado por el Presidente del Tribunal y 16 Jueces organizados en una división administrativa, Cámara Judicial y cámara de cuentas. Tribunal Constitucional, está formado por 7 jueces, incluido el Presidente del Tribunal. Tribunal supremo de justicia, está compuesto por los miembros de Tribunal Constitucional, 6 miembros nombrados por la Asamblea Nacional y el presidente del Tribunal Supremo. El presidente de la Corte Suprema y los jueces son nombrado por el Presidente de la República con asesoramiento de la Asamblea Nacional y los miembros de Tribunal Constitucional son nombrados: 4 por la Asamblea Nacional y 3 por el Presidente de la república, por un periodo de 5 años, renovables.

Economía

Durante los primeros dos años de la administración del presidente Talón, que comenzó en abril de 2016, el gobierno ha seguido un ambicioso plan de acción para impulsar el desarrollo a través de inversiones en infraestructura, educación, agricultura y gobernanza. Aunque el libre mercado de Benín ha crecido en los últimos años llegando a poseer un poder adquisitivo de 25,39 mil millones de dólares (2017), desde 2017 la economía empezó a desinflarse debido a sus estrechos vínculos comerciales con Nigeria que exponen a Benín a los riesgos de los precios volátiles de los productos básicos, llegando a finalizar en año 2017 con índice de precios al consumidor de un 0,8%.

La generación de electricidad, que en su tiempo a limitado el crecimiento económico de Benín, ha aumentado y los apagones se han reducido considerablemente. La inversión extranjera directa privada es pequeña, y la ayuda extranjera representa una gran proporción de la inversión en proyectos de infraestructura. El hurto ha caído significativamente en el puerto de Cotonú, aunque el puerto todavía está luchando con la implementación efectiva del Código Internacional de Seguridad de Buques e Instalaciones Portuarias (PBIP). Los proyectos incluidos en el primer pacto de la Corporación del Milenio (MCC) de $ 307 millones de Benín (2006-11) fueron diseñados para aumentar la inversión y la actividad del sector privado al mejorar la infraestructura institucional y física clave.

En septiembre de 2015, Benín firmó un segundo Pacto MCC por $ 375 millones que entró en vigor en junio de 2017 y está diseñado para fortalecer al proveedor nacional de servicios públicos, atraer inversiones del sector privado, financiar inversiones en infraestructura en generación y distribución de electricidad y desarrollar fuera de la red eléctrica para hogares pobres y sin servicio. En abril de 2017, el FMI aprobó un acuerdo de línea de crédito extendida de $ 150.4 millones por tres años para mantener la sostenibilidad de la deuda y aumentar la confianza de los donantes.

Notas

Benín se ha convertido en un punto de transbordo utilizado por los traficantes de cocaína con destino a Europa occidental y un lugar vulnerable al lavado de dinero debido a regulaciones financieras mal aplicadas. A consecuencia de la pobreza, el desempleo, el aumento de los costos de vida y la disminución de los recursos que también impulsan cada vez más a los benineses a emigrar; se estima que 4.4 millones de benineses viven en el extranjero. Prácticamente todos los emigrantes benineses se trasladan a países de África occidental, en particular Nigeria y Costa de Marfil. Del menos del 1% de los emigrantes benineses que se establecen en Europa y los que logran establecerse la gran mayoría vive en Francia.

El bajo uso de anticonceptivos de Benín y la alta necesidad insatisfecha de anticoncepción contribuyen a la alta tasa de fertilidad sostenida. Aunque la mayoría de las mujeres beninesas utilizan personal de atención médica calificado para la atención prenatal y el parto, la alta tasa de mortalidad materna indica la necesidad de un mayor acceso a atención obstétrica de alta calidad. Benín cuenta con aproximadamente el 40% de la población viviendo por debajo del umbral de pobreza, muchos padres desesperados recurren a enviar a sus hijos a trabajar en hogares ricos como sirvientes domésticos (una práctica común conocida como vidomegon) o en Nigeria y otros países vecinos, a menudo en condiciones brutales.

La población más afectada por el desempleo son los jóvenes habitantes de Benín, pues plantean que es uno de los principales problemas que deben afrontar, pese a su esfuerzo por recibir educación superior. Los habitantes de Benín deben realizar sacrificios para poder costear su educación y graduarse como profesionales, pero eso no es suficiente en el país para conseguir un trabajo digno que les permita una remuneración económica justificable y el sostenimiento de sus familias, por lo que decidieron utilizar los medios de comunicación como una plataforma para poder exponer su problemática.

Con información de la Oficina de Información Diplomática del Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación de España y The World Factbook — Central Intelligence Agency (CIA). Elaboración CPLATAM -Análisis Político en América Latina- ©

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.